Cosas divertidas, Ser mamá
Dejar un comentario

5 consejos para organizar fiestas infantiles lindas y disfrutables

Foto: Pottery Barn Kids

En los cumpleaños, Navidad o cualquier otra celebración importante para la familia, las mamás solemos caer en una serie de desaciertos que terminan por hacer el proceso súper complicado y el resultado un tanto amargo.

Evidentemente, pasarla mal no es nuestra intención, pero de pronto pareciera que festejar algo resulta en un tormento horroroso cuya amargura no logra camuflar ni toda la producción realizada y el estrés termina por reflejarse hasta en las fotos.

Nos estresamos, nos cansamos, nos enojamos con todo el mundo y terminamos por no disfrutarlo, y en mi experiencia no podría haber un error más grave. Después de tanto gasto y tanto trabajo, ¿quedarnos con un mal sabor de boca? No se vale.

Festejar se trata de pasarla bien, y por ello aquí mis recomendaciones para asegurar que la celebración sea muy disfrutable para todos, incluida la organizadora.
Por eso, debes EVITAR lo siguiente:

  1. Querer hacerlo todo.

images1

Está bien que sea tu hijo, tu fiesta, tu casa pero… ¡acepta ayuda! De tu mamá, hermanas, suegra, o de plano, compra algo ya hecho. Está bien que quieras hacer hasta el pastel y las gelatinas, que todo sea casero y tenga “tu toque”, pero si alguien más te las lleva o de plano las compras, tendrás una cosa menos de qué preocuparte.

2. Dejar todo para el último momento.

giphy.gif

Hacer una fiesta es un proceso complejo, planea con tiempo y empieza a trabajar en ella dos o tres días antes, no hasta la mañana del evento. Esto te ahorrará muchísimo estrés.

3. Ponernos estándares “pinterescos”.

screen-shot-2015-11-27-at-12-26-11-pm

Pinterest es una red muy bonita, llena de ideas increíbles y de pronto hace que todo se vea muy bonito y muy fácil, ¡pero ALTO! Lo que menos importa de un evento es la decoración o la estética de las cosas. En especial para los niños pequeños, éstas son cosas en las que nos fijamos los adultos y vale la pena dejarlas para las ocasiones muy especiales (como bodas, o así).

Si hacerlo no te implica un esfuerzo, gasto o estrés extra considerable, y sobre todo, si te sientes capaz de obtener un resultado que te deje satisfecha, hazlo. Pero si no, en verdad ahórrate la pena (en el amplio sentido de la palabra).

4. No respetar los horarios de los niños.

screen-shot-2015-11-27-at-12-44-45-pm

Si por las prisas te saltas la siesta de los niños, te aseguro que se van a poner de muy mal humor o bien, van a andar como zombies y no falla que se caigan y se peguen (se los digo por experiencia). Por eso no pases por alto el punto número 2, y deja sólo lo de último momento para el mero día, para que así puedas llevar una rutina lo más parecido a lo normal posible, y los niños estén de buenas a la hora de la fiesta.

5. Invitar demasiada gente.

screen-shot-2015-11-27-at-12-54-32-pm

Acuérdate que lo más importante de una fiesta es estar con quien más queremos. Por eso, entre menos, mejor, porque así podremos pasar tiempo con realmente nos importa y no tener que atender a una multitud de invitados. Esto en especial funciona con los niños, pues generalmente jugarán solo con dos o tres amiguitos y tener más alrededor solamente los estresarán más. Además, entre menos gente sea, más se te facilitarán los puntos anteriores.

Screen Shot 2016-08-08 at 7.59.30 PM¿Te identificas? ¿Qué otro consejo agregarías tú?

 ¿Te gustó?

¡Compártelo y sígueme en mis redes!

Facebook.com/neceser.net

Instagram @blogneceser 

Twitter.com/dada13

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s